Cabinas telefónicas en extinción.

Como se sabe, la telefonía móvil avanza a pasos agigantados que deja atrás el uso de líneas de telefonía fija.

Igual suerte están corriendo las cabinas telefónicas, que durante muchos años fueron lugares de encuentro para aquellas personas que necesitaban realizar llamados a  familiares y amigos, y que no contaban con el servicio propio de telefonía fija.

La desaparición de dichas cabinas es una realidad y en toda la provincia de Castelló solo se pueden contabilizar alrededor de 760 teléfonos públicos, según lo indicó la Comisión del Mercado de las telecomunicaciones.

Para tener una idea más clara, en los últimos tres años el número de teléfonos públicos ha decaído de manera importante, muy por debajo de los 900 que había en 2007. Esto representa 1,3 teléfonos públicos por cada 1000 habitantes.

Cabe destacar que esta reducción de cabinas también está acompañada de la caída en los servicios de telefonía fija. Mientras que en 2007 las líneas fijas alcanzaban las 244.943, el año pasado la cantidad ascendía a 229.835.

Damián B.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: